Regalos

¿Mamá necesita relajarse? Un spa en casa es una excelente idea.

No es necesario abandonar la comodidad de tu hogar para celebrar a mamá como se lo merece. ¿Necesitas ideas? Aquí te ayudamos.

Se acerca el día de las madres y es buena idea festejar a mamá, pero debemos seguir cuidando de nuestra salud, así que te damos algunos consejos para hacerla sentir especial sin salir de casa.

Mamá nos cuida y nos consiente siempre, ahora en su día nos toca a nosotros, por eso te mostramos cómo hacer un spa casero para ella y de paso, pueden aprovechar para disfrutarlo juntas.

Primero, es necesario contar con un espacio relajante y cómodo para ella, por ejemplo, su cama o el sillón de la sala.

Pídele que se relaje, que tenga su mente tranquila y lista para disfrutar. Empieza con un hidratante facial en gel o con aloe para humectar su cara y remover la grasa de la piel. Coloca rodajas de pepino en los ojos para desinflamar y reducir las ojeras. Deja actuar por unos minutos… Mientras esperan pueden gozar de su bebida y snack preferido.

Ahora es momento de un masaje. Para empezar, vierte en tus manos aceite corporal o crema para el cuerpo. Te recomendamos que uses de coco ya que sus propiedades ayudan a prevenir las estrías y aumenta la flexibilidad de la piel, además de que su olor es exquisito. Después masajea suavemente en su espalda o pies.

Para consentirla aún más, pinta sus uñas de su color favorito. Aprovecha la tendencia de colores pastel que combinan perfectamente con la primavera. Estos colores se ven increíbles en uñas con forma almendra. Para lograrlo, lima la uña en forma de un óvalo. No olviden que al mismo tiempo pueden ver un episodio de la serie favorita de mamá.

Termina con un bonito maquillaje natural utilizando una base líquida, una sombra de ceja y un poco de rubor. Cepilla y aplica máscara a sus pestañas, esto hará que se sienta más linda de lo que ya es.

Recuerda que lo primordial es hacer este día especial, entonces prepárate con anticipación para comprar los materiales mencionados. No necesitas gastar una fortuna, porque en Chedraui todo cuesta menos.

Regresar